Son dispositivos que permiten el incremento de energía cinética como consecuencia de una caída de presión. Un ejemplo clásico lo representa el acelerador de los productos de combustión en un cohete.

Anuncios